Preguntas más frecuentes

Preguntas frecuentes 0 - 6 meses

¿Cuándo está preparado mi bebé para el destete?*

La leche materna o en polvo para lactantes suministra a tu bebé todas sus necesidades nutricionales durante los primeros seis meses, pero algunas mamás se pueden encontrar con que cada vez es más difícil satisfacer el apetito de su bebé antes de que cumpla los 6 meses.
Después de 17 semanas puede que te percates de algunas señales que te hagan saber que tu bebé está listo para un suave destete y para empezar a ingerir alimentos sólidos, además de seguir con la leche materna o en polvo para lactantes que toma normalmente.*

Estas señales pueden incluir las siguientes:

tu bebé parece seguir teniendo hambre después de la toma

tu bebé mira lo que tú estás comiendo con mucho interés

tú bebé puede incorporarse con ayuda

Esto no significa necesariamente que tienes que comenzar el destete y merece la pena seguir ofreciéndole leche en cada toma para ver si esto le satisface, antes de probar con los sólidos.* Bajo ninguna circunstancia debes darle alimentos sólidos a tu bebé antes de las 17 semanas, ya que esto puede aumentar el riesgo de infecciones o alergias.

¿Debo dar de comer a mi bebé cuando me lo pida o seguir un horario fijo?

Le estés dando a tu bebé de mamar o leche en polvo para lactantes, es ideal mantener una rutina diaria para su alimentación. A los bebés les viene bien una rutina, ya que les ayuda a sentirse seguros y cuidados.

¿Cuáles son los mejores alimentos para comenzar a destetar a mi bebé?*

Los primeros alimentos de tu bebé deberían ser muy sencillos, suaves y blandos. Las mejores opciones son arroz y cereales para bebés mezclados con leche materna o leche en polvo para lactantes hasta tener una consistencia semilíquida y purés de una única fruta o verdura triturada con nuestra batidora de mano Minipimer de Braun. Generalmente, las frutas y verduras favoritas de los bebés incluyen los plátanos, las zanahorias y las patatas.


*Los bebés están listos para comenzar a ingerir alimentos sólidos a distintas edades. En caso de dudas o preguntas, consulta siempre a tu pediatra.

Preguntas frecuentes 6 - 7 meses

¿Cómo puedo saber si mi bebé está ganando suficiente peso?

Comprensiblemente, a las mamás primerizas les preocupa el peso que ganan sus bebés. Muy pronto tras su nacimiento apuntarás el peso de tu bebé en una gráfica para el peso y la altura, a menudo llamada una gráfica ‘percentil’. Estas gráficas muestran una serie de líneas (percentiles), y mientras que el peso de tu hijo siga una de estas líneas significa que está creciendo a una velocidad normal. Su altura también se apunta de la misma manera. Si tu hijo está en la línea de abajo o por debajo de la misma, o cayendo significativamente por debajo de su anterior medición, deberías discutir la situación con tu pediatra o con el profesional sanitario responsable de trazar el peso y la altura de tu hijo en la gráfica.

¿Debería preparar la comida en casa o comprar comida preparada?

Todo el mundo utiliza comida preparada de vez en cuando. Puede ser muy cómodo. Sin embargo, no hace falta comprar comida preparada todo el rato. Los purés y otras comidas para bebés son fáciles de preparar en casa con pocas y sencillas herramientas de cocina, incluyendo la batidora de mano Minipimer de Braun. Puedes preparar la comida a partir de ingredientes de calidad y congelar grandes tandas que luego te servirán para varias comidas. Cuando preparas tú mismo la comida sabes qué ingredientes has utilizado para cocinar y te aseguras de que no hay aditamentos innecesarios como conservantes u otros aditivos que unas tripitas tan pequeñas simplemente no necesitan.

¿Necesito material especial para hacer purés?

Con tu batidora de mano Minipimer de Braun podrás preparar todos los purés que necesites para tu hijo/a. Es importante (sobre todo en las etapas iniciales del destete) que los alimentos sólidos sean completamente suaves ya que en esta fase tu bebé no tiene las habilidades alimenticias suficientes para lidiar incluso con los grumos más pequeños de su comida. Darles a esta altura comida con grumos podría hacer que se atragantaran. 

A medida que tu bebé desarrolla las habilidades alimenticias, necesitará alimentos con distintas texturas. Puedes utilizar tu batidora de mano Minipimer de Braun para preparar purés más espesos o con más grumos. Para guardar los purés en el congelador, una cubitera con una tapa (o contenedores especializados para el almacenamiento de comida para bebés) pueden ser muy útiles.

Preguntas frecuentes 7 - 9 meses

¿Cuándo puedo introducir productos lácteos?

Cuando tu bebé cumpla seis meses será seguro introducir productos lácteos en su dieta añadiendo pequeñas cantidades de productos suaves como el yogur, la mantequilla o el queso fresco a su comida. Sin embargo, la leche de vaca no deberá dársele como bebida, ni reemplazar con ella la leche materna, hasta que tu bebé tenga al menos un año. Es importante en este punto usar leche entera de vaca para ofrecer las calorías y vitaminas adecuadas.

¿Puedo darle a mi bebé hierbas y especias?

Se puede añadir un poco de pimienta o especias a la comida. Añádelo mientras cocinas la comida y no ya en la mesa. Sin embargo, se debería evitar añadir sal o azúcar. Las hierbas son un buen método de hacer que la comida sea más interesante sin el riesgo de que quede demasiado picante. A muchos bebés les gusta también el sabor de la cebolla, sobre todo si sus padres comen una buena cantidad en su dieta normal.

¿Cuándo debería comenzar mi bebé a comer solo/a?

Alrededor de los 6 meses los bebés comienzan a sostener o a sujetar el biberón, o cogen una cuchara durante el destete, pero no comerán realmente solos sin tu ayuda aún durante un tiempo. La mayoría de los bebés simplemente tendrán un gran interés por coger comida y utensilios para comer. Asegúrate que en las primeras fases del destete las cucharas que utilices sean suaves, ya que los bebés tienen la tendencia de masticar la punta de la cuchara y pueden hacerse daño en sus suaves encías si se les da cucharas de plástico duro o de metal. A los 15 meses los niños deberían poder sujetar una cuchara bien, aunque quizás no puedan sujetarla estable del plato a la boca, y seguramente la comida se caerá. Sin embargo, ¡estos esfuerzos deberían recompensarse con elogios!

Preguntas frecuentes 9 - 12 meses

¿Debo lavarle los dientes a mi bebé?

Desde que aparezcan los primeros dientes, normalmente entre los 6-9 meses, deberías lavárselos suave y periódicamente. Lava los dientes de tu bebé dos veces al día con un cepillo suave y un pequeño toque de pasta de dientes con flúor.

¿Mi bebé puede comer huevos?

Los bebés pueden comenzar a tomar huevos con unos 6 meses en adelante, aunque tienen que cocinarse a fondo para que la yema no esté líquida. Muy pocos niños tienen alergia al huevo. Sin embargo, si se tiene un historial en la familia de alergia al huevo (o eczema) podría indicar que tu hijo/a puede tener un riesgo mayor. En estos casos, introduce un poco de huevo gradualmente para que puedas controlar cualquier reacción que ocurra. Si tu bebé tiene alergia al huevo, entonces las legumbres, la carne, el pescado y los productos de soja pueden ser una buena fuente alternativa de proteínas.

¿Cuándo debería dejar de licuar completamente los alimentos?

La mayoría de los bebés tolerarán (¡o incluso disfrutarán!) comidas con grumos con alrededor de 7-8 meses. Para que comiencen a comer alimentos con grumos, es buena idea chafar algo de la comida cocinada del bebé y mezclarla con comida que hayas licuado utilizando la batidora de mano Minipimer de Braun. Gradualmente puedes licuar cada vez menos la comida hasta que sólo uses tu Minipimer para picar los ingredientes rápidamente antes de servirlos, y claro está, para preparar bebidas que deben permanecer suaves, como smoothies y batidos.

Preguntas frecuentes 12 - 18 meses

¿Mi bebé puede comer lo mismo que el resto de la familia?

Los bebés quieren formar parte de la familia, por lo que cuando tu hijo/a haya pasado las primeras fases del destete, es bueno involucrar al bebé con la hora de la comida de la familia. Este es un buen momento para mirar la dieta de toda la familia y asegurarte que es sana y equilibrada, que incluye suficientes alimentos con almidón, pocos con azúcar o grasas, y que se evita la sal. 

Los bebés pueden comer muchos alimentos igual que el resto de la familia, siempre que no te olvides de que debes evitar que tu bebé tome los siguientes alimentos:
Alimentos con sal o azúcar añadida (aunque no pasa nada por tomar un capricho dulce ocasional)
 Quesos no pasteurizados como el brie o el camembert y los quesos azules (hasta que tu bebé tenga 1 año)
 Miel (hasta que tu bebé tenga 1 año)
 Nueces enteras (antes de cumplir los 5 años, para evitar que se ahogue)
 Uvas enteras (antes de cumplir un año, para evitar que se ahogue)
 Alimentos muy duros o "afilados" que puedan cortar la garganta de tu bebé

Mi bebé se está volviendo maniático para comer. ¿Cómo puedo detener esto?

Negarse a comer es una fase normal por la que pasan casi todos los bebés en algún momento. Durante algún tiempo, los niños más pequeños pueden limitar el tipo de alimentos que comen. Suele ser una fase que pasará y que se notará más en unos niños que en otros. El miedo a alimentos nuevos durante el segundo año de vida puede ser un mecanismo primitivo de supervivencia para evitar envenenarse al comer cosas encontradas en la casa. 

Tu hijo/a puede que coma menos que otros niños de su edad, pero si está comiendo y se está desarrollando normalmente, entonces está tomando la cantidad de comida adecuada para cumplir con sus requisitos nutricionales.

¿A qué edad puedo comenzar a darle a mi bebé premios dulces?

Una pequeña cantidad de azúcar, si se toma dentro de una dieta equilibrada que contenga alimentos de todos los grupos alimenticios (es decir, carbohidratos, frutas y verduras, leche, yogur, carne y pescado) es aceptable. Los caprichos dulces (sobre todo las bebidas azucaradas) no deberían darse de manera aislada, es decir, solos y entre comidas, ya que esto resulta más dañino para sus dientes. Además, nunca debería dárseles en lugar de una comida, con la idea de "al menos está comiendo algo", ya que esto sin duda envía el mensaje equivocado. Sin duda siempre habrá obviamente un poco de azúcar en la dieta, y el carbohidrato en la leche materna es la lactosa del azúcar, que es bastante dulce. Unas buenas prácticas en el destete ayudan a enseñar al niño que otros sabores además del dulce sabor de la leche materna son buenos a la hora de comer. Comidas distintas en ocasiones especiales, como por ejemplo una tarta de cumpleaños es, sin duda, algo aceptable.

Preguntas frecuentes 18 - 24 meses

¿Cuántos carbohidratos necesita mi hijo cada día?

Tu hijo se está desarrollando rápidamente y necesita una dieta equilibrada para suministrarle la energía necesaria para que sea un niño sano y activo. Dale carbohidratos con almidón en todas las comidas y tentempiés. Le puedes dar por ejemplo pan, cereales para el desayuno, patatas, pasta, arroz o cuscús. En esta etapa es mejor ofrecer una mezcla de tipos de alimentos: por ejemplo, ofrecer pan integral, pan con semillas, pan de pita o pan blanco, en días variados.

¿Es muy importante la fibra en la dieta de mi hijo?

La fibra es importante en la dieta de tu bebé, pero no debería ser necesario añadir un suplemento de fibra a su dieta sana y normal. La mayoría de la fibra en la dieta de un niño pequeño vendrá de cereales, frutas y verduras. Si parece que tu hijo está estreñido, deberías asegurarte de que bebe suficientes líquidos y preguntar a tu doctor o pediatra antes de intentar rectificar el problema a través de algún cambio en la dieta.

¿Necesito chafar o cortar todos los alimentos de mi hijo?

Existen algunos alimentos que tienen el peligro de que un niño pequeño pueda ahogarse con ellos, incluyendo uvas enteras, tomates cherry enteros o nueces enteras. El consumo de estos alimentos debería vigilarse de cerca. A parte de estos alimentos, te sorprendería la variedad de alimentos que tu niño puede ingerir desde una edad relativamente temprana, una vez que tenga algunos dientes, (normalmente entre los 9-12 meses). Al alcanzar los 12-18 meses, tu hijo sin duda querrá probar alimentos que supongan un mayor desafío que simplemente purés y comida licuada, aunque seguirá disfrutando comiendo smoothies y sopas como parte de una dieta equilibrada.

Preguntas frecuentes 24 - 36 meses

¿Cuánto debería comer mi bebé en cada comida?

Esto depende de cada niño y de cada día. La cantidad que ofrezcas a tu hijo/a debería aumentar gradualmente. Acabarás sabiendo la cantidad de comida que tu hijo come. Sabrás que es suficiente mientras siga creciendo normalmente. Si su peso baja una línea del percentil deberías hablar con el pediatra o visitar a un profesional sanitario para asegurarte que está comiendo una dieta equilibrada. En general las comidas deberían ser un tercio carbohidratos con almidón (por ejemplo, pan, pasta, patatas y arroz), un tercio frutas y verduras, y un tercio carne, pescado y legumbres. En esta fase, se le debería ofrecer un sabroso plato principal y un postre que podría ser fruta, yogur o un flan de leche.

¿Debería dar a mi hijo zumo de frutas a la hora de las comidas?

Zumos bien diluidos no son un problema, y muchos bebés se beneficiarán con las bebidas de frutas ricas en vitaminas. Por ejemplo, la vitamina C ayuda a absorber el hierro. Sin embargo, existe el riesgo de que tu bebé pueda llenarse con las bebidas y coma menos cantidad de alimentos más nutritivos. Puedes alternar entre darle un vaso pequeño de agua con las comidas y un vaso pequeño de zumo de frutas bien diluido.

Mi bebé no quiere comer verduras. ¿Qué puedo hacer?

Tu actitud hacia la comida es crucial, ya que tu bebé se dará cuenta muy pronto de lo que te gusta y de lo que no te gusta y podría imitarlo. Así que asegúrate que el resto de la familia coma también muchas verduras. Es importante recordar que mientras que tu hijo consuma un buen surtido de nutrientes y mientras los obtenga de los alimentos de su dieta, objeciones ocasionales no son tan importantes. La clave es ser paciente y persistente, y si el bebé rechaza un día una verdura, no pienses que nunca jamás la va a comer. Simplemente continúa ofreciéndosela sin montar ningún escándalo. Si un niño se da cuenta de que por no comer un alimento puede conseguir mucha atención seguramente repetirá su comportamiento con la esperanza de conseguir más atención. Trata de elogiarlo cuando coma verduras, puede resultar muy efectivo. También puede que esté ingiriendo más verduras de lo que crees si cuentas con la verdura que come en los platos que tú preparas, como tomates o cebollas.

Ver artículos