3 señales de un planchado perfecto

¿Cómo hacer un planchado perfecto? ¿Ser lo más rápido posible, con un esfuerzo mínimo y, lo más importante, lograr unos resultados impecables? En Braun creemos que una plancha de vapor ofrece 5 ventajas que realmente marcan la diferencia y hacen que vivas la experiencia una y otra vez.
Conoce las 3 características de un planchado perfecto:

1. Deslizamiento suave garantizado

Todo depende de las suelas y el material del que estén hechas. Las suelas tienen que deslizarse de manera suave y sin esfuerzo sobre cualquier tipo de tejido. Además, si tienes que planchar sobre cremalleras, rebordes o botones, tienen que ser lo más resistentes posible a las rayaduras.
Las suelas ultraresistentes Saphir, Eloxal y Ceramic de Braun aseguran un deslizamiento excelente durante muchos años garantizando unos resultados perfectos.

2. Un planchado fácil y eficiente para eliminar hasta las arrugas más rebeldes sin esfuerzo

Las arrugas más rebeldes no deberían resistirse.
El principal punto clave en la eliminación de las arrugas es el manejo tan sencillo de la plancha: peso bajo, ergonomía perfecta y funcionamiento sencillo.
El segundo motivo es un rendimiento de vapor superior: presión de vapor, golpe de vapor y distribución del vapor.
El diseño ligero y la extraordinaria ergonomía de las planchas Braun combinadas con los potentes niveles de vapor facilitan el planchado, garantizando la eliminación de las arrugas más pronunciadas.

3. Excelentes resultados en áreas de acceso difícil

El vapor es el auténtico motor de la eficiencia a la hora de planchar. Y no solo en las prendas más grandes o en las áreas más amplias de las prendas; el vapor es especialmente útil en las zonas más pequeñas y más difíciles cuyo acceso puede ser complicado.
La exclusiva punta de precisión de Braun te ofrece todo el vapor exactamente allí donde la necesitas. Además, su botón de emisión de vapor adicional garantiza unos resultados excelentes en áreas de difícil acceso.

Imprimir